Spam y seguridad

¿Cómo evito que mis campañas lleguen a la bandeja de spam?

No hay una fórmula mágica para llegar a la bandeja de entrada de tus contactos. Sortear los filtros antispam, las distintas políticas de los servidores y las configuraciones que tus contactos hagan en sus cuentas de mail, depende en parte, del diseño de tu campaña. Son varios los aspectos en los que debes trabajar.

💪 Configura tu campaña de manera óptima

Los filtros antispam analizan la reputación e historial del remitente, el asunto, el contenido del correo y su diseño, además de cuestiones técnicas en el dominio. Cada filtro tiene sus propias reglas, por lo que un correo puede llegar a la bandeja de entrada de Hotmail por ejemplo,y en Gmail ir a la carpeta de spam.

🔰 Verifica y autentica tu dominio

Estos filtros, además, verifican si los dominios remitentes están autorizados para enviar emails desde servicios de terceros.

📊 Aprende de tus reportes y optimiza tus listas de contactos

La reputación, por su parte, tiene en cuenta la tasa de rebotes duros y blandos, las denuncias de los destinatarios por envío de correo no deseado, las marcas como spam que hagan a los distintos correos. No les envíes mails a quienes no hayan confirmado que quieren recibir noticias tuyas.

Evita las malas prácticas al diseñar tu contenido

En cuanto al diseño del correo y su contenido, los filtros antispam buscan similitudes con otros correos que hayan sido calificados como spam, así como palabras "prohibidas" o "sospechosas" incluidas en el mensaje, balance entre los textos y las imágenes. Evita, entonces, enviar muchas veces el mismo diseño, utilizar palabras como "oferta" o "oportunidad", utilizar solo imágenes o muy poco texto.

Encuentra muchas más recomendaciones en nuestro blog.